25 mayo, 2022

En el marco de las acciones de protección y preservación de los ecosistemas bonaerenses, el Organismo Provincial para el Desarrollo Sostenible (OPDS) llevó a cabo un operativo de fiscalización en el que se detuvo a varias personas con animales muertos, producto de la caza furtiva con armas y galgos.

El procedimiento se realizó en los últimos días en distintas zonas comprendidas a lo largo de todo el Refugio de Vida Silvestre, que abarca desde el municipio de Magdalena hasta el Partido de La Costa inclusive, al este de las rutas provinciales 11 y 36.

En la región de Mar Chiquita y Samborombón se capturaron distintos cazadores furtivos con perros galgos que utilizan para cazar animales como liebres y perdices. Este tipo de estilo de caza está dentro del grupo considerado “grave”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.