2 julio, 2022

La nueva versión del icónico superhéroe llega de la mano del director Matt Reeves y revela una imagen absolutamente oscura de Bruce Wayne y de la ciudad de Gotham.

Matt Reeves es el director de esta nueva versión de Batman.

Cuando se menciona a Batman, una enorme cantidad de conceptos e imágenes se nos vienen a la mente: desde aquellas adaptaciones graciosas de la década de los 60 (en donde Adam West interpretaba al reconocido murciélago) hasta la trilogía de Cristopher Nolan de los años 2000 (aclamada por la crítica y el público). Es que este superhéroe ha tenido tantas versiones que muchas veces hace que nos preguntemos si se puede agregar algo más a esta historia.

Pese a esto, las productoras siguen confiando en el nombre del personaje y continúan brindando nuevos giros a su universo. El mayor logro de la trilogía de Nolan había sido que las películas de superhéroes comiencen a centrarse en un público más adulto, haciendo al personaje más oscuro, y el éxito fue tal que muchas producciones del género siguieron por esa tendencia.

Tanto es así, que con el propio Batman se sigue buscando retratarlo con versiones más pesimistas. Luego de su inserción en el Universo Extendido de DC, HBO y Warner proyectaron hacer un reinicio de la franquicia con la dirección de Matt Reeves. Esta versión sería aún más oscura y pondría de nuevo sobre la mesa la faceta del Batman detective. Pero la pregunta que sobrevuela el ambiente es: ¿se puede hacer todavía más oscuro a este personaje?

Después de que el proyecto se atrasara por la pandemia de COVID-19, por fin se pudo estrenar el jueves pasado en los cines y ya tuvimos la posibilidad de verla. Para empezar, tenemos que decir que definitivamente esta película está pensada para un público adulto y deja casi a un lado al público infantil, tal es así que probablemente dicho sector se aburra con esta producción.

El director Matt Reeves siempre tuvo claro el enfoque que iba a tener el film y por ello nos brinda una ciudad de Gotham sumamente lúgubre y pesimista, en donde nadie se siente seguro. Esos tintes melancólicos estarían inspirados en la Seattle de los años 90 (ciudad donde nació el grunge) y justamente por eso la canción original “Something In The Air” de Nirvana combina perfectamente bien.

En su construcción la película tiene matices del cine negro y policial, desde la elección de la paleta de colores hasta las tomas de los planos. Inspirado también en películas de los 70 como Taxi Driver y Chinatown, la trama gira en torno a este nuevo Batman que debe atrapar a un loco asesino que está acechando la ciudad (El Acertijo) y tendrá que poner a disposición todo su arsenal detectivesco para encontrarlo.

El film va variando en sus géneros ya que por momentos es una película de suspenso y por otros se puede encasillar perfectamente en una producción de acción. También destaca por su variabilidad la banda sonora, que no sólo sirve para aclimatarnos ante tanto cambio de temática, sino que consigue transmitirnos lo que piensan y sienten los personajes, especialmente en los momentos de tensión.

A su vez, las actuaciones son un punto fuerte dentro de la película ya que tanto Robert Pattinson en la piel de Batman como Jeffrey Wright en los pies de Gordon hacen una dupla sumamente interesante. También la interpretación de Gatúbela hecha por Zoë Kravitz es muy destacable, puesto que logra diferenciarse de interpretaciones anteriores para darle un marcado sello personal al personaje.

Párrafo aparte para los villanos (si algo se destacó el universo de Batman fue por tener grandes antagonistas) interpretados por Colin Farrell (El Pingüino) y Paul Dano (El Acertijo) que logran llevarse la mayoría de los flashes de todo el metraje. Actuaciones soberbias con el grado de locura, gracia y decadencia que los personajes necesitan.

Por último y como punto negativo es tal vez la duración del film, puesto que son 3 horas de metraje ininterrumpido. Si bien es cierto que no es una película que aburra, puede ser que por momentos se haga difícil justificar ese tiempo. A pesar de esto, creemos que es una excelente película de superhéroes que podrá disfrutar todo fanático del personaje y que termina de responder la pregunta que nos hacíamos al principio: ¿se puede hacer más oscuro a Batman? Y respondemos con un rotundo: Sí, se puede.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.